AddToAny

La menopausia masculina existe y se llama andropausia

Jun 2021
- Paula Martíns, Editora

La reducción de la testosterona se produce paulatinamente en el cuerpo masculino, pero hay tratamientos que pueden ayudar a que sus síntomas no sean tan evidentes. 

¿Qué es la menopausia masculina y cómo se trata?

Cuando se dice que llegada una edad las parejas no mantienen relaciones íntimas puede que la razón tenga más que ver con causas fisiológicas que con las emocionales. Si pasados los 40 años cualquier mujer es susceptible de comenzar a sentir los efectos de la menopausia, también los hombres pueden sufrir andropausia, o lo que es lo mismo, la menopausia masculina. Aunque no todos los hombres pasan por la andropausia, los que sí lo hacen bajan sus niveles de testosterona un 1% cada año hasta llegar a la década de los 60 años, en la que puede incrementarse esta cifra.

La andropausia o menopausia masculina
La andropausia o menopausia masculina

 

 

La testosterona nace en los testículos masculinos y es la hormona encargada de alimentar el deseo sexual así como los cambios que se producen en las diferentes etapas de la reproducción humana: desde la pubertad hasta la adentrada madurez. Esta hormona también es responsable de la energía mental y física, de la salud de los huesos y la masa muscular y de otras muchas cuestiones relacionadas con la evolución del hombre.

La menopausia masculina también provoca sofocos y sudores que aparecen de manera natural.

Síntomas de la andropausia

La bajada del nivel de testosterona es tan pequeña que a menudo los signos que la evidencian pueden pasar desapercibidos en quienes la padecen. De hecho, incluso hay hombres que no experimentan síntomas aparentes y quiénes sí lo hacen suelen tener síntomas tan genéricos que, con frecuencia, no se relacionan conscientemente con la andropausia y se asignan a otras dolencias.

La reducción del deseo sexual es la principal causa de la andropausia. La disminución de la libido es la responsable de la falta de apetito sexual y de que hasta en ocasiones puedan llegar a producirse disfunciones eréctiles o un descenso del número de erecciones espontáneas.

Si en las mujeres la fertilidad pierde sus cualidades de forma más concentrada, en los hombres en cambio la andropausia también produce esta esterilidad pero lo hace en un periodo de tiempo más largo y de manera paulatina.   En ocasiones menos comunes, el hombre puede sufrir también hinchazón o sensibilidad en los senos, pérdida del vello corporal, una ligera reducción del tamaño de sus testículos y hasta pérdida de altura o baja densidad mineral ósea. Al igual que las mujeres, la menopausia masculina provoca sofocos y sudores que aparecen de manera natural y provocan mareos. La bajada de la testosterona en el cuerpo provoca también falta de energía, concentración e inestabilidad emocional.

Tratamientos contra la menopausia masculina

Si eres de los que está pasando la andropausia y esta disminución de la hormona está provocando grandes cambios en tu cuerpo, no te preocupes porque existen tratamientos que puedes seguir para equilibrar la balanza y combatir o incluso aumentar la producción de testosterona. ¡Te los explicamos a continuación!

Deporte

Los hábitos saludables son, como en casi todos los casos, la opción y rutina a la que mejor va a responder tu cuerpo. Por esta razón deberás mantenerte activo y realizar con frecuencia entrenamientos que ayuden a fortalecer tus músculos, sobre todo las piernas y la espalda, dos bases fundamentales de tu musculatura.

Haz sentadillas y diferentes ejercicios con peso y ten cuidado con el cardio, ya que, en grandes distancias puede reducir la testosterona.

Comida

La alimentación durante la andropausia debe incluir comida natural y evitar la procesada. Debe predominar una dieta rica en carbohidratos, verduras, carne, pescado, legumbres, huevos y carnes alimentadas como el pasto. También las nueces y el aceite de coco son grandes aliados de la producción de testosterona.

Suplementos

La aparición de la andropausia es inevitable por este motivo, si sigues una alimentación adecuada y realizar ejercicio con regularidad, tendrás mayor probabilidad de padecer menos síntomas. Para reducir sus consecuencias también puedes recurrir a suplementos como la vitamina D y el zinc, que ayudan también al incremento de los niveles de testosterona en el cuerpo.

En el caso de apostar por la ingesta de suplementos, será mejor que preguntes a tu médico para que, tras realizarte un análisis de sangre, determine cuáles son tus necesidades y te recomiende los más adecuados para ti.

 

 

 

Descubrimiento. Atracción. Deseo. Imaginación. Placer. Complicidad. Conexión. Amor. Descubrimiento. Atracción. Deseo. Imaginación. Placer. Complicidad. Conexión. Amor.  

Descubrimiento. Atracción. Deseo. Imaginación. Placer. Complicidad. Conexión. Amor. Descubrimiento. Atracción. Deseo. Imaginación. Placer. Complicidad. Conexión. Amor.